Nuestras Finanzas Personales

copia-de-herramientas_secuenciales_creatividad-1

Una de las leyes más importantes en la vida es la de “Siempre debemos empezar por estar bien nosotros” Por eso hoy partimos por las Finanzas Personales, si controlamos nuestras finanzas personales podremos controlar cualquier otro tipo de finanzas.

Las Finanzas Personales las podemos definir como la forma en que nos relacionamos con nuestro entorno a través del dinero. Las finanzas personales incluyen la gestión y administración de los ingresos, gastos, la planificación, el ahorro y la inversión a través del tiempo, teniendo en cuenta los riesgos financieros y los acontecimientos futuros de su vida.

Diariamente tomamos decisiones como el lugar donde comemos, nuestro medio de transporte o los planes para el próximo fin de semana, todas estas elecciones tienen una base financiera e influyen en nuestras finanzas personales.

Una de las gestiones más importantes para una buena finanza personal es el Ahorro

El ahorro es la acción de separar una parte del ingreso mensual que obtiene una persona o empresa con el fin de guardarlo para un futuro, se puede utilizar para algún gasto importante que se tenga, algún imprevisto o emergencia económica.

La clave del ahorro es la capacidad de juntar dinero de manera regular durante un período de tiempo.

Hay veces en que nos preguntamos ¿Cómo establecer una meta de ahorro?

Bueno, para empezar debemos ser realistas de acuerdo al ingreso que tengamos y desde ahí debemos fijar una meta a corto o largo plazo. Establecer un tiempo!

 

¿Cuánto debe ser tu meta de ahorro?

  • Un buen colchón de seguridad sería tener ahorrado lo equivalente a 3-6 meses de salario para ser utilizado en caso de emergencias o situaciones imprevistas.
  • Un buen comienzo para empezar a ahorrar es apartar por lo  menos el 10% de los ingresos mensuales.
  • Si el ingreso no es fijo, se sugiere mantener un monto mayor en la cuenta de ahorros.

 

Algunas Recomendaciones Para Ahorrar

  • Crea el hábito de separar mensualmente un porcentaje de tus ingresos.
  • No te desanimes si sólo puedes ahorrar pequeñas sumas mensuales. Poco a poco irás formando un “fondo” que te ayudará a enfrentar momentos económicos difíciles.
  • No guardes tus ahorros en tu casa y consulta por distintas alternativas para guardar tu dinero. Analiza en detalle cada una de ellas, prestando especial atención en los costos. No olvides consultar por opciones especialmente pensadas para personas con baja capacidad de ahorro.
  • Antes de enviar dinero a tus familiares residentes en un país distinto, consulta las alternativas disponibles en bancos, compañías especializadas o correos. Ten en cuenta los costos de cada una de ellas.
  • La base del ahorro es la educación. ¡Infórmate! Navega en Internet, pregunta en bancos y agencias gubernamentales qué productos o programas están disponibles para ti.

 

El Blog de Academia Gerencial, tiene una visión tanto empresarial, Gerencial como dirigida a los consumidores y aficionados.

Visita nuestro web site:   www.academiagerencial.com y enterate de más con nuestros Cursos y Programas online.